Creer,confiar y no rendirse

A la edad de 14 años, en la pobreza y hambruna, un niño de Malawi construyó un molino de viento para dotar a su casa de electricidad.
Ahora William Kamkwamba, a la edad de 22 años comparte con sus propias palabras la emotiva historia del invento que cambió su vida.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s